Siempre Benedetti

Sedum

Sedum

HASTA MAÑANA

Voy a cerrar los ojos en voz baja
voy a meterme a tientas en el sueño.
En este instante el odio no trabaja
para la muerte que es su pobre dueño
la voluntad suspende su latido
y yo me siento lejos, tan pequeño

que a Dios invoco, pero no le pido
nada, con tal de compartir apenas
este universo que hemos conseguido

por las malas y a veces por las buenas.
¿Por qué el mundo soñado no es el mismo
que este mundo de muerte a manos llenas?

Mi pesadilla es siempre el optimismo:
me duermo débil, sueño que soy fuerte,
pero el futuro aguarda. Es un abismo.

No me lo digan cuando me despierte.

Mario Benedetti

¿Qué les lleva a embarcarse a jugarse la vida?

Son muchas personas muertas…¿Estas no importan?

Cooperación con Alegría

mirada. Etiopía

¿Qué les lleva a embarcarse a  jugarse la vida?

Lloremos la muerte, denunciemos, indignémonos, socorramos, ayudemos, comuniquemos… pero por favor reflexionemos, preguntémonos:

¿Qué les lleva a dejar a su familia y a dejarlo todo?

¿Qué les lleva a  embarcarse para jugarse la vida llegando a nuestro continente? ¿Cómo viven en sus países?

Porque esto no es un hecho puntual, es una tragedia que sucede día tras día, en el más inmenso silencio.

Dejemos de construir muros queriendo separar lo que no se puede separar, son personas como tú y yo.

Pongámonos en su piel. Abramos nuestra mirada.

Dejemos ya de poner parches a nuestra conciencia, actuemos en la raíz del problema.

Ver la entrada original

Para variar, flores

Color gris ceniza.

mi pelo

Me resisto como gata panza arriba a dejar de lado mis pobres escritos.

Ahora existen técnicas para convertir un blog en una “lectura viral” o transformarlo en una página temática, o ¡venderlo!

Reconozco que con la de personas que escriben tan bien, es una osadía estar aquí dando la vara con mis pamplinas varias. Pero creo que es mejor tener esta vía de desahogo abierta aunque solamente me interese a mí.

IMG_20150406_182223

No sé si será porque estoy en una época gris de mi vida: mi pelo es gris, mi ropa es gris hasta la primavera está gris…

El caso es que noto que el camino, que es la vida, va llegando a su fin.

Ayer me enteré que murió Eduardo Galeano y mira por donde, él escribió:

El automóvil, el televisor, el vídeo, la computadora personal, el teléfono celular y demás contraseñas de la felicidad, máquinas nacidas para “ganar tiempo” o para “pasar el tiempo”, se apoderan del tiempo.

Ojalá y mi sentimiento gris pase pronto, porque no quiero que se me acabe el tiempo…